NOTICIAS

Punto histórico en el Camp Nou (2-2)

El Girona, con dos goles de Stuani, consigue un empate muy meritorio ante el vigente campeón de Liga y se mantiene en posiciones europeas

Volver

23/09/2018 19:50

Empate con sabor a victoria del Girona en el Camp Nou. Y más teniendo en cuenta el resultado de la temporada pasada, en la que los rojiblancos salieron goleados ante el vigente campeón de Liga. Lo afirmaban los jugadores a lo largo de la semana y así lo demostraron hoy sobre el césped: la lección estaba aprendida. Ante un rival del nivel del Barça, es casi imposible puntuar si le juegas de tú a tú.

Por eso, esta segunda visita al feudo azulgrana fue radicalmente diferente. Con la experiencia que te aporta un primer año en la élite, el equipo saltó al Camp Nou dispuesto a puntuar. Eusebio, con las dos victorias consecutivas todavía muy presentes, volvió a apostar por los tres centrales y dos carrileros, y el sistema dio sus frutos. Muniesa, Pere Pons y Aleix Garcia fueron las tres novedades del once.

Los gerundenses cedieron el protagonismo al Barça, optando por defenderse juntos, conceder los mínimos espacios posibles, y aprovechar la velocidad para golpear al contraataque. Aunque Messi hizo el 1-0 en el cuarto de hora, el equipo se repuso y a punto estuvo Portu de igualar el marcador, tras conectar un buen pase de Granell y driblarse a Ter Stegen. Piqué evitó el 1-1 sobre la misma línea de gol.

Pero minutos más tarde, el árbitro expulsó a Lenglet con roja directa por un codazo a Pere Pons. Una decisión que tomó tras consultar el VAR, y que dio alas al Girona, que justo antes del descanso marcaba el 1-1: Stuani se anticipaba a Piqué para conseguir su cuarto gol del campeonato. Y justamente fue el uruguayo quien, poco después de comenzar la segunda mitad, hacía el 1-2 al recoger un rechace de Ter Stegen para clavarla en la escuadra. 

El Girona había conseguido darle la vuelta al marcador, pero aún quedaban 40 minutos por delante. Casi tres cuartos de hora de resistencia, en los que el equipo sacó todo su oficio para defenderse ante la avalancha de llegadas del Barça. Sólidos atrás, y con un Bonou muy acertado bajo palos, los barcelonistas sólo fueron capaces de empatar, por medio de Piqué, en el 62'. Un resultado con el que se llegaría al final del partido y que significaban los primeros puntos perdidos del vigente campeón de Liga. Y un punto de enorme valor para los de Eusebio, que ya suman 8, para mantenerse en posiciones europeas. Un empate, sin duda, con gran sabor a victoria.

Barça-Girona